Los perros también pueden tener alergia

Los perros también pueden tener alergia

- en En casa, Vida animal
40
0

Cuando se producen cambios en la naturaleza comienza el sufrimiento para los perros alérgicos. Una limpieza frecuente de los ojos con agua limpia les puede aliviar las molestias.

El síntoma más típico es el prurito o picor de piel. Si tu perro tiene alergia es habitual que se rasque, se chupe o se mordisquee la piel o las patas. También pueden aparecer heridas, granitos o costras en la piel, cuya zona aparecerá rosada o enrojecida. El constante lamido puede provocar la caída del pelo. Los picores pueden afectar a una zona del cuerpo o ser generales.

Algunas alergias también pueden provocar estornudos o ruidos respiratorios anormales, aunque son menos habituales que en las personas. Si tu perro es alérgico, puede presentar secreción ocular (lagrimeo excesivo) o nasal, así como otitis o enrojecimiento y picores en las orejas. Las alergias alimentarias pueden producirle vómitos y diarrea.

Los alérgicos temen cuando llegan los cambios de estación porque comienza la época de los párpados hinchados, ojos irritados y el goteo nasal. Lo que mucha gente no sabe es que a los animales tampoco les va mejor. Uno de cada diez perros es alérgico al polen, según estima Tina Hölscher, veterinaria de la organización de protección animal Aktion Tier (Acción animal). 

La experta afirma que existe una amplia gama de síntomas, ya que mientras uno puede tener una irritación en la conjuntiva, el otro padece un gran goteo de la nariz y los ojos y sufre picazón.  ”Si los síntomas son moderados, no hace falta ninguna terapia”, sostiene la veterinaria.  En cambio, los animales muy afectados por la alergia necesitan ayuda. ”El alivio siempre pasa por reducir la cantidad de la sustancia alergénica”, explica Hölscher.

Para ello, la veterinaria recomienda que el dueño de la mascota limpie la zona de los ojos con una toallita limpia y húmeda y agua clara. La infusión de manzanilla o similar no se recomienda en este contexto, ya que tiene un efecto desinfectante pero también irrita las membranas mucosas. La veterinaria afirma que los perros con pelaje largo pueden ser bañados para lavarles el polen que puedan tener en el pelo de todo el cuerpo.

La experta advierte, no obstante, que a la hora de bañar o duchar a un perro al aire libre es aconsejable que haya una temperatura ambiente agradable, para que el animal no tome frío.  Si no se hace un enjuague, los alérgenos permanecen en el pelaje y son llevados al hogar, por lo que el animal no solo sufrirá afuera sino también dentro de las cuatro paredes. En el baño se pueden utilizar también champús especiales para mascotas alérgicas. El corte de pelo del perro puede asimismo ayudar. 

La veterinaria recuerda que, en casos extremadamente graves de alergia, la única opción es acudir a la consulta. Según su recomendación, a veces solo la administración de pomadas oculares, comprimidos o inyecciones ayuda a erradicar o aliviar los síntomas.

Vía: https://weekend.perfil.com/

Con información de: https://www.affinity-petcare.com/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

Las alergias en invierno

Durante los meses de invierno, el tiempo húmedo