Flores, las orejas de las plantas y las abejas

Flores, las orejas de las plantas y las abejas

- en Ciencia, Medio ambiente
18
0

Una investigación asegura que las flores tienen la capacidad de “escuchar” el zumbido que emiten las abejas y generar estrategias para asegurar su supervivencia.

La naturaleza ofrece un sin fin de sonidos, y aparentemente todos cumplen una función. Pese a que todavía se desconocen varios de estos mecanismos, se sabe que existe una conexión entre plantas y animales para asegurar la supervivencia de ambos.

Un estudio de la Universidad de Tel Aviv publicados en la revista bioRxiv. pudo comprobar uno de estos casos, se trata de la relación entre abejas y flores. Las flores son capaces de “escuchar” el zumbido de las abejas y en respuesta elaboran un néctar más dulce para atraerlas y asegurar su evolución.

Las flores analizadas en la investigación fueron una variedad de prímulas (Oenothera drummondii). Esta planta reaccionó incluso a los estímulos artificiales de frecuencia similar al de las abejas, generados por el equipo de expertos. En solo 3 minutos la flor de prímula aumentó el dulzor de su néctar. Esta estrategia de la planta, aumentaría las posibilidades de polinización cruzada.

Flores, orejas de las plantas 

Las flores como órgano vegetal, entre otras cosas, cumplirían la función de los oídos en el reino animal. Reaccionan a frecuencias específicas con distintas adaptaciones.

Además de su reacción al zumbido de las abejas, los investigadores también encontraron que las flores vibraban mecánicamente en respuesta a otros sonidos como el viento. Esto sugiere un mecanismo de la flor en el que en sí misma sirve como un órgano sensorial auditivo.

Dados estos hallazgos, los investigadores teorizan sobre la posibilidad de que los sonidos emitidos por la actividad humana, también sean un factor influyente en las flores.

Finalmente, los investigadores concluyen diciendo que la capacidad auditiva, no se limita a los oídos, sino que tiene que ver con vibraciones que se interpretan de distintas maneras. Existen insectos que escuchan a partir de la captación de vibraciones en sus antenas. Así las flores también podrían escuchar todo a su alrededor.

Ecoportal.net

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

«Evento de Terminación»: el nuevo ciclo solar que inquieta a la ciencia

“Algo grande puede estar a punto de suceder