Albóndigas en salsa. Receta fácil al estilo de mi abuela

Albóndigas en salsa. Receta fácil al estilo de mi abuela

- en Recetas
157
0

Ingredientes Para las albóndigas:

750 g. de carne picada (cerdo, ternera o mixta)

2 huevos medianos

150 g. de pan de molde sin corteza

5 cucharadas de leche entera

1 cucharada de perejil fresco picado y un poco más para espolvorear

2 dientes de ajo

1 cebolla

Sal, nuez moscada y pimienta negra recién molida (al gusto)

Harina para rebozar las albóndigas

Para la salsa:

1 cebolla

2 zanahorias

1/2 pimiento rojo

100 g. de guisantes

400 g. de patatas

2 dientes de ajo

125 ml de vino blanco

1/2 l de caldo de pollo y agua (si fuese necesario)

Unas hebras de azafrán

1 hoja de laurel

Sal y pimienta negra recién molida (al gusto de cada casa)

Aceite de oliva virgen extra suave (fritura albóndigas y para la salsa)

Cómo preparar las albóndigas y la base de la salsa de verduras.

Preparamos la salsa. Lavamos y picamos en dados muy pequeños la cebolla. Laminamos el diente de ajo en una cacerola baja. Añadimos un chorro de aceite de oliva virgen y ponemos a pochar la cebolla y el ajo.

Lavamos y cortamos en trocitos las zanahorias y el pimiento rojo. Cuando la cebolla haya pochado, añadimos el resto de ingredientes y rehogamos. Salpimentamos al gusto. Añadimos una cucharada pequeña de harina a la cazuela y tuesta la harina durante un minuto removiendo bien. Dejamos que los ingredientes suelten todo el líquido durante unos 5 minutos. Cuando haya reducido vertemos el vino blanco y dejamos que se cocinen a fuego muy bajo. Este proceso necesitará unos 15 minutos aproximadamente, así la zanahoria quedará en su punto con el resto de verduras. Mientras se hace la verdura preparamos la mezcla de las albóndigas. Vamos a hacer las pelotas de carne, que todas salgan más o menos igual. Salpimentamos la carne picada, tanto la de ternera como la de cerdo en un cuenco grande.Rompemos los 2 huevos y los añadimos junto con la nuez moscada, el perejil fresco (o si no tenemos seco), las rebanadas de pan sin la corteza que previamente hemos remojado en leche durante unos minutos. Dejamos que repose la mezcla.Vamos a cocer unos minutos la cebolla y el ajo. De esta forma conseguiremos que la cebolla se reblandezca y que nuestras albóndigas queden con una textura homogénea. Además reduciremos levemente la fuerza del ajo y la cebolla dando más suavidad a la mezcla de las albóndi
gas.

www.recetasderechupete.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

6 tipos de huertas novedosas para hacer en tu casa

El boom de las huertas caseras se impone desde terrazas