El clima El tiempo atmosférico El tiempo en el mundo

2020 ha sido el año más cálido jamás registrado

La JMA, Agencia de Meteorología Japonesa, monitorea el cambio a largo plazo de las anomalías de la temperatura superficial promedio global con el propósito de monitorear el calentamiento global.

La anomalía anual de la temperatura media global de la superficie en 2020 (es decir, el promedio de la temperatura del aire cerca de la superficie sobre la tierra y la TSM) fue de + 0,47 ° C por encima del promedio de 1981-2010 (+ 0,83 ° C por encima del promedio del siglo XX) , y fue la más cálida desde 1891. En una escala de tiempo más larga, la temperatura media global de la superficie ha aumentado a un ritmo de aproximadamente 0,75 ° C por siglo.

Distribución espacial de las anomalías de la temperatura media global de la superficie para 2020
Distribución anual de anomalías de temperatura de la Tierra desde 1891

Los cinco años más cálidos (por sus anomalías)

1. 2020 (+ 0,47 ° C),
2. 2016 (+ 0,45 ° C),
3. 2019 (+ 0,43 ° C),
4. 2015 (+ 0,42 ° C),
5. 2017 (+ 0,38 ° C)

RAM

Pocas zonas terrestres quedan con anomalías negativas en 2020. Solo las zonas marítimas del área fría del Atlántico Norte, las zonas de anomalías negativas del Pacífico central ecuatorial, donde se desarrolla la actual La Niña, y otras zonas marítimas del sur del Índico. Por el contrario destacan las anomalías positivas en amplias zonas terrestres, especialmente en las zonas del ártico, llamando la atención las áreas de Siberia. En dicha zonas se han dado anomalías muy positivas, en especial en verano, donde se habló de ola de calor en el ártico siberiano, con temperaturas que superaron los 30 y 35 ºC, con máximas de hasta 38 ºC en la ciudad rusa de Verkhoyansk en junio de 2020.

2020 ha sido el más cálido a pesar de un evento de La Niña durante gran parte de 2020 que tiende a disminuir unas decimas de grado la temperatura de la Tierra.

La tendencia de años cada vez más cálidos continua con 2020 y la Met Office anunció recientemente que 2021 podría estar en la misma línea.

Vía: Tiempo (Revista RAM)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *