Curiosidades y rarezas El tiempo atmosférico Fenómenos naturales Fotografías

Tormentas superceldas en acción. 

TORMENTAS SUPERCELDAS EN ACCIÓN

Puede que se vean como delicadas nubes girando tranquilamente en el cielo, pero estas supercélulas en realidad son una de las tormentas más peligrosas que existen. El fotógrafo Mike Hollingshead ha dedicado su vida a perseguir tormentas y sus fotografías incluyen gigantescas superceldas o supercélulas en acción, ya que a partir de sus fotografías ha creado estos asombrosos GIF donde se pueden ver en movimiento.

nubes1

Las superceldas son inmensas tormentas en rotación que pueden durar varias horas y suelen ocurrir en grandes llanuras, aunque son las tormentas menos comunes. Cuando una de estas tormentas se desencadena, es muy probable que se generen granizos –a veces del tamaño de una naranja–, fuertes daños, lluvias torrenciales, vientos descendentes en línea recta o tornados. De hecho, todos los tornados se generan a partir de una supercélula, pero no todas ellas producen tornados.

nubes2

Estas tormentas suelen producirse en condiciones de alta inestabilidad y vientos fuertes en altura, pueden evolucionar desde una simple tormenta eléctrica o derechamente aparecer de la nada cargadas con gran energía. Para comprender cómo se forman estas nubes giradoras, hay que saber que se crean principalmente por la baja presión y el aire cálido y húmedo debajo de una capa superior más fría. Las subidas de aire caliente y enfrentamientos con la descendente de aire frío, crean corrientes de convección de gran alcance.

nube4

Algunos de los lugares donde se pueden encontrar estos fenómenos es el sector conocido como “corredor de tornados” que cubre áreas de EE.UU, Argentina, Uruguay y Brasil, y otros países como Australia, donde una supercelda en 2010 provocó daños de 100 millones de dólares en parte debido a sus granizos de 6 cm. En Asia también han ocurrido en Bangladesh y al noreste de India.

nebraska
Supercélula en Nebraska
nebraska2
Supercélula en Nebraska
oregon
Supercélula en Oregon

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *