Actividad solar Astronomía Ciencia Curiosidades y rarezas Desde el espacio

Inesperado cambio en el campo mangético de la Tierra

El campo magnético de la tierra nos protege de algunos elementos que rondan por el espacio exterior. ¿Sabes cómo?

El campo magnético de la tierra nos protege de algunos elementos que rondan por el espacio y que pueden ser perjudiciales para la humanidad.

¿QUÉ ES EL CAMPO MAGNÉTICO DE LA TIERRA?

También llamado campo geomagnético, es el campo magnético que se extiende desde el núcleo interno de la Tierra hasta el límite en el que se encuentra con el viento solar.

El campo de la Tierra cambia con el tiempo porque se genera por el movimiento de aleaciones de hierro fundido en el núcleo externo del planeta tierra (la geo-dínamo).

¿Qué pasó?

De acuerdo a los expertos, «Es el campo magnético que nos protege de las partículas que vienen de fuera, especialmente del viento solar (que puede ser muy nocivo)», explica el geólogo Ricardo Ferreira Trindade, investigador del Instituto de Astronomía y Geofísica de la Universidad de São Paulo (USP).

Según Trindade, es que en los últimos diez años ha «variado a una velocidad mucho mayor de lo que variaba antiguamente«.

El Polo Norte cambia constantemente la posición de su magnetismo, sin embargo, suele ser dentro de un límite. Aunque la dirección de estos cambios es imprevisible, la velocidad solía ser constante.

En los últimos años el norte magnético se está moviendo de Canadá a Siberia a una velocidad mucho mayor que la proyectada por los expertos.

Además del cambio del polo, un pulso electromagnético detectado bajo Sudamérica en 2016 generó un cambio luego de la actualización del modelo en 2015.

La nueva actualización deberá publicarse del 30 de enero de 2019, según informa la publicación especializada Nature.

Posibles causas

Según algunos expertos, el movimiento del Polo Norte puede estar ligado a un chorro de hierro líquido moviéndose bajo la superficie de la corteza terrestre en la región bajo Canadá, así lo demostró un estudio de investigadores de la Universidad de Leeds, publicado en Nature Geoscience en 2017.

Según Philip W. Livermore, uno de los autores del estudio, ese chorro podría estar debilitando el campo magnético en Canadá, mientras que el de Siberia se mantiene fuerte, lo que estaría «tirando» el norte magnético hacia Rusia.

Vía: Labioguita

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *