Ciencia Curiosidades y rarezas

¿Es posible qué lluevan peces?

Aunque pueda sonar a ciencia ficción, las lluvias de peces o de anfibios son reales. Este fenómeno tan llamativo se ha convertido en habitual en algunas zonas .

No se trata de un juego de palabras. Las ‘lluvias de peces’ son sucesos reales que pueden producirse en zonas de lo más insospechadas. Lo insólito de este fenómeno tiene una explicación científica que está relacionada con la formación de tormentas.

Las trombas marinas o los pequeños tornados en ríos absorben a estos animales que quedan atrapados en medio de la tormenta y viajan con ella. El desprendimiento de los peces no suele ser inmediato, sino que pueden son transportados en una nube y finalmente se descargan junto a una gran cantidad de lluvia. Este es el motivo por el que las ‘lluvias de peces’ aparecen en poblaciones alejadas de la costa o en zonas que no están cercanas a un río.

Particularmente llamativa es la lluvia que se produce cada año en la ciudad hondureña de Yoro. Entre los meses de mayo y junio, la época de grandes precipitaciones, es habitual que se produzca una lluvia de peces. Los habitantes de la zona están tan acostumbrados a este peculiar chaparrón que se lo toman como un ‘regalo’ y salen la calle para recoger el mayor número de ejemplares.

Los vecinos de Rebodello, en Alicante, sufrieron un fenómeno similar en el año 2007, pero en vez de peces recibieron una lluvia de anfibios. En pleno mes de mayo y durante una fuerte tormenta, se quedaron atónitos al ver como caían del cielo pequeñas ranas.

La parte negativa de estos peculiares diluvios la ponen los animales que son atrapados, ya que en la mayor parte de las ocasiones el impacto contra el suelo es tan fuerte que no logran sobrevivir.

Vía:elagoradiario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *