Curiosidades y rarezas Fotografías Turismo

Cancha de bochas. Parque Ischigualasto. Argentina

En el Parque provincial Ischigualasto, en la Provincia de San Juan, Argentina, se tiene lo que llaman la Cancha de bochas. Recibe ese nombre pues en el lugar se tienen muchas piedras esféricas como pelotas del juego de bochas.

Parque provincial de Ischigualasto o Valle de la Luna, situado en el extremo norte de la provincia de San Juan, en el Departamento Valle Fértil, es un área protegida de 275 369 ha, célebre a nivel científico, ya que resguarda una importante reserva paleontológica. Entre las formaciones que se pueden ver en la zona, que se explican por la misma erosión, pero hay una zona en particular llamada ” Cancha de Bochas” que consiste en una superficie casi sin desniveles , donde están esparcidas decenas de bolas, de distintos tamaños.
Algunas son tan redondas, como una pelota de fútbol, que cuesta creer que hayan sido pulidas sólo por la naturaleza. Este fenómeno aún no encontró una explicación válida y actualmente se trata de determinar esto a través de varias conjeturas.
De acuerdo a lo que se supone provienen de la erosión de antiquísimos materiales arsénicos que produjo rodados perfectamente esféricos de variado calibre y al correr el tiempo las bochas quedaron englobadas en una masa detrítica que las retuvo conservadas en su interior. Luego al reactivarse la erosión se acercan hasta que aparecen diseminadas en un área restringida del parque confiriéndole el aspecto de una gran cancha de bochas.
Ante esto, otras conjeturas dicen que al parecer este campo se formó debido a algún tipo de atracción molecular que hizo que se agruparan distintas partículas de sedimento, lo cual generó estas bochas.
Valle de Ischigualasto, se accede a un tramo de unos 500 metros por el cause seco de un arroyo temporario. Hay que tener en cuenta que sólo se pueden observar, no hay que tocarlas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *